domingo, mayo 20, 2007

Fragmentaciones


Pasaron cinco minutos de palabras mudas. Los ojos decidieron tomar la palabra que le quitaría el eco al sonido afónico de un reloj de arena. Yo estaba sentada en una silla de madera blanca y los sentidos giraban en forma discontinua a través de mi cuerpo. Sus voces eran diminutas, cada sentido parecía ser parte de una burbuja de silencios, burbujas que tenían corazones cristalizados a causa de una incertidumbre implantada por un inadvertido sueño.

Alguien decía que la locura nunca tuvo un maestro, por eso la habitación era un desierto en medio de un océano, allí no había tormentas de arena, pues la única tempestad estaba en mi memoria y caía al corazón en forma de dolor. Un dolor que hacia retumbar los ventanales donde se asomaba el Alma a observar la muerte inesperada de la tarde.

Bah, llueve, llueve, llueve, escampa, sale, va, viene, la arena del reloj cae lentamente. De los ojos surge el sonido de la noche y ellos sin querer reconocerlo hablan del pasado, señalan que una oscuridad atrás, se encontraban sentados en una esquina de la ciudad fantasma, allí, en esa esquina dormían sus sueños con la única poseedora de sus fantasías. Aquella mujer de ojos destruidos era ahora la dueña de un jardín enajenado de silencios.

Yo era esa mujer. Esa a la que los silencios le quitaron con sus gritos la alegría. Solo quería sentarme en la blanca silla para al final conocer los diálogos que surgen en las horas imprecisas de la ausencia, cuando nos encontramos solos, completamente solos. Pensaba entonces en el campo imprevisto de que cinco son los elementos, cinco son los corazones rotos, cinco son las nubes en el cielo, cinco son los sentidos que giran y giran en mi espalda.

Por su parte, Los ojos siguen tomando la palabra. Uno de ellos describe una imagen que nunca observo, pero que sin embargo permanece. Esa imagen tiene forma de un cuadro pintado con los colores de la casualidad. Es un hombre sentado en algún lugar azul, la forma de su rostro me recuerda lo intacto que puede ser ante el silencio, un hombre que me regala silencios a cambio de inexplicablemente… mis silencios.

No logro comprender el lenguaje de mis ojos. La fotografía evoca instantes de besos en la noche de tormenta y una sensación de calidez plasmada por el tiempo. La lluvia siempre trae inimaginables consecuencias…

Ahora una burbuja auditiva toma en manos la fotografía de aquel hombre en el instante azul. Ellos han tomado el ritmo de la conversación. En su piel Inmortalizan las notas musicales de los días. Para ellos cada día posee una melodía diferente, un espacio que permanece de acuerdo a la simetría del tiempo y a la tonalidad de las imprevisibles horas.

Entonces el tacto apareció de repente con el cortometraje de la noche escrita en besos, escenas que reflejaban la danza de las manos de aquel hombre del instante azul recorriendo mis brazos con sus dedos. Un dedo, dos dedos, tres dedos, conduciendo por las suaves avenidas de la piel hasta llegar a sus labios. Lo recuerdo instante por instante. La única posibilidad de hablar era a través de un silencio paralelo entre su alma y mi alma. Vaya poesía del tacto alucinado, del incomprensible parpadeo de un corazón temblando. Ese momento del contacto físico, inminente que se extiende entre los limites inmigrantes de sus brazos y los míos, confundiéndonos a la vez, no se con que razón ni que pretexto entre olor de la cerveza y la cantidad de cigarrillos consumidos.

Silencio… esa era palabra final que desencadenaba la actuación del circo del tiempo. La esfera indeleble de la fantasía del gusto más allá del tacto. Del querer pertenecer a sus labios como la única forma de poesía posible. El carácter ambiguo de la sobriedad de una mirada que clava estrellas de cristal en instantes azules, en las frágiles tonalidades del ocaso, en las avenidas de nocturnas del país conciente de mi vida.

Ahora la habitación es una nube de cuatro burbujas sensoriales, hace falta el elemento que de forma a la quinta nube alucinada. No hay tiempo que le quite un minuto a otro tiempo, es la hora señalada, el instante previo a la conquista del alma, el ingreso invencible de una lánguida existencia a la escena del instante azul.

Es el momento de la entrada triunfal del olfato que aparece como un imponente bufón de la mirada. La mascara afamada que cubre el rostro del cuerpo no es mas que la brillante condena al olor de sus brazos, abatiéndose propagándose, expandiéndose, en los rincones inmensurables desde el pasado minuto hasta fijarse en los míos, desde la conversación aislada del silencio hasta un dialogo desfragmentado por tiempo. Así, de esta manera y no de otra parecida, permanezco por un largo período en el mundo de sonrisas con los ojos cerrados, sentada en la triste silla blanca donde solo resta el instante del retorno al mundo, donde las horas se extinguen dejando atrás esa misteriosa incertidumbre de lo que pudo ser y no ser, de lo que es y no es.


Anna Bahena.

24 comentarios:

Blogger rocanlover ha dicho...

Me fui de viaje entre tus letras...
....el tiempo, el silencio, el amor, el dolor, la memoria, los instantes moviéndose a punto de ebullición dentro mio, así perdí mis sentidos......

5:06 p. m.  
Blogger Marqui ha dicho...

me detuve en tu texto "Fragmentaciones" y verdaderamente me pareció alucinante. Un saludo.

6:31 p. m.  
Blogger Osselin ha dicho...

Gracias por visitar mi blog.El tuyo es muy interesante. Lo añado a favoritos. Por cierto en el idioma de mi región (El catalán) Ana también se escribe Anna.


MONÓLOGO BIDIRECCIONAL
Hoy he tocado
un tiempo rugoso
aterciopleados muros
de ladrillos desdentados
enceradas hojas muertas
cubriendo ojos hiératicos
Edificios huérfanos
ventanas gritando
verdades inciertas.
sueños de barro


Primero fue un presagio
luego una tortura
presentido naufragio
baño de locura
nervio pelado, ala rota
desmayo abatido
sangrar dolor gota a gota
sin haberlo pedido.


Veo en la penumbra
un extraño reflejo
Si sé que eres tú
¿Por qué estoy yo en el espejo?

Poema de Osselin

1:28 p. m.  
Blogger Trapi ha dicho...

Magnífico.

Saludos

11:05 a. m.  
Blogger seis dragones ha dicho...

Adoro cómo escribes...
Me trasladas...

12:23 p. m.  
Blogger Arcángel Mirón ha dicho...

Qué seríamos sin los sentidos.

Escribís muy bien.

:)

2:19 p. m.  
Blogger Bläck-Snöw ha dicho...

Me mataste con lo escrito x.x


Un beso pequenia escritora.

11:45 p. m.  
Blogger JuanBM ha dicho...

Hola Anna

He leído tu texto unas cuantas veces, asombrado por el poder de tu palabra y por intentar comprender ese tu mundo interior.

No pretendía ofender a nadie con mi silencio. Sólo que a veces uno necesita concentrarse, reflexionar y solucionar algunas cosas. Si quieres escríbeme, tienes el correo en el blog.

2:40 a. m.  
Blogger peyote ha dicho...

Solo puedo decir, que una parte mía quedo pegada, a cada letra, al ritmo de las ideas, de las imágenes, de los pensamientos. Una lluvia sempiterna.
Solo puedo limitarme a decir: Magnifico.

Saludos.

12:42 p. m.  
Blogger Gregorio Verdugo González-Serna ha dicho...

El silencio es el lenguaje de los sentidos, como tú lo has expresado con maestría. Nunca está vacío, todo lo contrario, su ruido suele ser ensordecedor. Sólo hay que querer escucharlo.
Un abrazo.

3:48 a. m.  
Blogger Persio ha dicho...

estas fragmentaciones son muy certeras y deliciosas, excelente!

1:02 p. m.  
Blogger MentesSueltas ha dicho...

Quería dejar un fuerte abrazo, que dure toda la semana...

MentesSueltas, Buenos Aires.

6:10 a. m.  
Blogger peyote ha dicho...

Agrdezco, sus plabras, y la conexion entre mundos y modos de ver las cosas.

10:28 a. m.  
Blogger Anna. ha dicho...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

11:27 a. m.  
Blogger Anna. ha dicho...

Rocalover… Viajar entre letras... Entretener el tiempo en las emociones que causa el desprevenido paso en que observamos la caída de la tarde y nos pensamos a nosotros mismos..

Marqui... alucinar el tiempo, alucinar las palabras, alucinar el mundo a partir de lo que sentimos y de lo que somos y no somos...

Osselin... quienes somos mas alla del espejo?... que es lo que existe mas allá de toda fantasía que nos hace creer inmortales?

Trapi.. Has escuchado acerca de las variaciones del silencio?.. Esas variaciones me llevan dedicarte uno de ellos... es hermoso.

Seis dragones.. Ojala al emprender el viaje de catástrofes no tuviéramos que regresar a nuestro pasado.. Es preferible enfrentar las realidades por mas efímeras que sean... a mi me encanta enfrentarme a la belleza de tu música y los colores de tus fotografías, de ahi que en las noches de insomnio me guste realizar el conjuro de los seis dragones.. Es la única forma que encuentro para enfrentarme a mi misma... en este viaje de palabras, de guerras vencidas, en este viaje de la inesperada ausencia.

Arcángel...la pregunta ontológica nunca ha tenido una respuesta que de cuenta de donde venimos, asi mismo tu pregunta se queda en ese mismo sentido.. Que seriamos sin poder observar unos ojos que pasan, sin poder tocar el rostro imaginado, sin poder oler la piel alucinada, sin poder escuchar una voz que nos salude al llegar la madrugada, quedarnos sin saber cual es sabor de los labios que son y no son...

Black Snow... en esta madrugada hay sonrisas pintadas en el alma, frente a mi hay restos de una ciudad que apaga las luces y los rayos de Sol comienzan a dibujarse en la ventana. Frente a mi hay un aeropuerto y el avión de las 6 apenas despliega, los vidrios de mi habitación producen un leve sonido producido por la vibración de este momento. Mas allá hay una nube en forma de tornado tocando una colina. Ahora comienza a sonar la hermosa melodía de Amelie..huele a café, a madrugada, a cigarros. Se escuchan los tacones de las mujeres que van hacia el trabajo, los perros ladran, el sol sale cada vez mas rápido, el tiempo gira y gira .. Camina, no se cansa de dar vueltas el mismo circulo blanco en que transita diariamente.. hay muchas cosas que se pueden observar en un momento como este.. por eso espero no haberte matado con lo escrito jaja... es solo una fragmentacion del Alma alucinada..XD.

Juanbm.. tus fotografías hablan por ti.. Eso me hace sentir que aun estas.. Que aun perteneces a este mundo indescifrable. Siempre te leo y trato de arrebatarle al tiempo el secreto para recordarte que aun pertenezco a este espacio y que me encanta perderme entre tus letras..

Peyote... “La noche pasa, traspasando los cuentos que no me dan, un poema arrancado con las frías horas esperando morir; “¿Alguien ira mi entierro?”… yo ancle en la isla desconocida de tu escrito..

Gregorio.. ahora mismo estoy pensando en que el verdadero silencio yace e el corazón de todos los soñadores. Es el único lugar donde se puede comprender el silencio de la música, de las voces, el silencio de las mismas palabras.

Persio mas certero que la musica de Albert Hammond no puede haber en este instante, no digo un mañana solo el ahora.. me encanta y gracias por presentarmelo.

Mentes sueltas.. llueve en este momento sobre los tejados de la ciudad, un buen cafe y un abrazo que dure 168 horas ha de ser fantastico.

Gracias y un abrazo en vuelto en besos de lluvia para todos...

Anna.

11:31 a. m.  
Blogger cossete ha dicho...

Aquí estuve yo... y me gustó, no más palabras....

1:00 p. m.  
Blogger JuanBM ha dicho...

Puedo decir lo mismo, me gusta como escribes y ese sentido que hay detrás de las palabras que se llenan de imágenes.

Y hay algo así como el doloroso e intenso sentimiento de estar existiendo.

Un abrazo

2:33 p. m.  
Blogger JuanBM ha dicho...

Bueno nos hemos debido cruzar en el aire y me alegro por ello.
Lo dicho

3:11 p. m.  
Blogger Ivocamna ha dicho...

Hola, se ve que es un buen escrito, pero está largo, luego lo termino de leer todo...

6:50 a. m.  
Blogger anso ha dicho...

mnm...hola...quería invitarte a participar en el juego de los ocho aspectos de tu vida. Mira aquí:
http://www.vueltasdetuerca.com/?p=90

7:09 p. m.  
Blogger Osselin ha dicho...

Saludos desde Barcelona.

10:57 a. m.  
Blogger Gonzalo Gareis ha dicho...

cuando las palabras van más allá de lo palpable, sucede esto. Nos quedamos impregnados de imágenes.

Bello texto, sin duda alguna.

Un abrazo grande, gracias por compartirlo con nosotros,

gons.

11:53 a. m.  
Blogger Ártemis Sublime ha dicho...

Un increíble viaje por la ramificación de los sentidos.

Excelente!!!

Un gran abrazo!

3:12 p. m.  
Blogger >> rhodes >> ha dicho...

pasab a saludar y me perdí entre tus textos.
comos siempre.
saludos!

9:29 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal