lunes, mayo 29, 2006

Hombre Sin Nombre...


Verlo en esta noche ha sido mi mayor fortaleza,
el viento se viste de nuestro color favorito
y solo falta el aire humedo de lluvia para ser perfecta.
Nada importa ya,
las soledades se han vestido de palabras, de ecos,
de sueños que sumergen sus memorias en volverlo a ver,
como he dicho, en esta noche.
No importan las compañias, ni el tiempo,
mi soledad tambien ha aprehendido a observar sus movimientos,
siento decirle todo esto,
pero me encuentro suspendida en mis propias ideas, aun sin saber,
lo que piensen las horas de esto, lo que fuí, antes de llegar el día.

En la noche al lado de uno de mis tantos sueños, me senté y lloré.

Anna.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal